Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Domingo, 5 noviembre 2017

EL DEPORTE, EL DESAHOGO DE FRUSTRACIONES (Por CR Massó)

Marcar como favorita Enviar por email
OPINIÓN - ELDIAdigital.es | Opinión de CR Massó 0 Comentarios

En ocasiones acudir a un estadio, un pabellón o cualquier terreno de juego sirve para que algunos aficionados descarguen su ira en contra de jugadores, árbitros o diferentes personas que participan en el espectáculo.

[Img #246995]

 

 

Suelo ver varios partidos de diferentes deportes cada fin de semana y cada vez veo más común el insultar a los árbitros, jugadores del equipo contrario, e incluso a los propios cuando crees que no están haciendo lo que deben, es común pero no normal, evidentemente.

 

Personas que cuando llega el partido se transforman de una manera poco comprensible, que cuando están fuera del partido son totalmente diferentes y que puedes pensar que van a los encuentros a descargar sus iras emocionales que acumulan durante la semana, no puede ser entendible de otra manera.

 

Hago esta reflexión después de ver las imágenes del árbitro de Primera División de fútbol Mateu Lahoz con Guatia, jugador del Getafe, donde éste le explica al colegiado que le están insultado desde la grada y el trencilla le responde que esta es la sociedad que tenemos, que poco puede hacer.

 

Y es que ya es algo normal, parece que con el simple hecho de ser protagonista de un partido cualquiera te puede decir lo que quiera, que en el tiempo del choque tienes que aguantarlo, porque también queda claro que una vez pases por la ducha si te ven fuera ya no te van a decir nada.

 

Un hecho extraño, creado en esta sociedad que hace que ciertos deportes se consienta todo eso, que sea normal y que cualquier cosa valga, que el deporte sirva para descargar frustraciones de ciertas personas y que poco o nada se pueda hacer. Además, creo que es algo que no cambiará, porque esas mismas personas que realizan esos gestos en muchas ocasiones van acompañados de niños, que serán los que insulten o digan barbaridades en unos años, porque ya han visto que es lo normal, lo lógico y lo que se debe hacer. ¿Vamos a ver deporte o vamos a descargar nuestra ira? Reflexionen.

Acceda para dejar un comentario como usuario registrado
¡Deje su comentario!
Normas de participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
eldiadigital.es
eldiadigital.es • LSSIAVISO LEGAL Mapa del sitio
© 2017 • 2010 Todos los derechos reservados. Información de agencias: Europa Press
Powered by FolioePress