Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Martes, 9 enero 2018
Política

Pedro Sánchez apuesta por sostener las pensiones con impuestos a la banca

Marcar como favorita Enviar por email
NACIONAL | ELDIAdigital 0 Comentarios

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, anunció este martes en el Fórum Europa que propondrá la creación de dos nuevos impuestos, uno sobre las transacciones financieras y otro "extraordinario", para que la banca contribuya a sostener el sistema público de pensiones.

[Img #257038]

 

Durante su intervención en este encuentro informativo organizado por Nueva Economía Fórum, anunció su intención de construir diez grandes "acuerdos de país" en diálogo con la sociedad hasta el próximo mes de mayo, que después, desde junio hasta finales de año, se trasladarán al Parlamento.


El primero de esos grandes acuerdos es sobre las pensiones, después de seis ejercicios de déficit de la Seguridad Social, con el fondo de reserva "agotado" y con "serias incertidumbres" que atenazan la sostenibilidad del sistema. Además, porque no quieren “subir la cotización a la Seguridad Social”.


Explicó que esa propuesta sobre pensiones pivotará sobre tres ejes: derogar la "contrarreforma" aprobada por el Gobierno, la creación de un impuesto sobre las transacciones financieras y otro "extraordinario" para que la banca contribuya a esa sostenibilidad, algo que considera "justo" porque los ciudadanos han contribuido "con el sudor de su frente" al rescate del sistema financiero. Se trata, precisó, de algo sugerido por la Unión Europea o por el Fondo Monetario Internacional, que ha se impulsado en Reino Unido o Francia, pero que el elegido por el PSOE es “muy semejante” al de Reino Unido.


El líder del PSOE cuantificó en una recaudación anual de entre 800 y 1.000 euros el monto que ingresarán por cada uno de los nuevos impuestos a la banca.


Según fuentes socialistas, el ingreso a las transacciones será para las “normales” y para las de “derivados”, mientras que el impuesto extraordinario será “similar” al de Sociedades y nada que ver con el de IVA porque éste repercute finalmente en los ciudadanos.

 


LEGISTATURA AGOTADA


Sánchez explicó que quiere "liderar el país desde la oposición" hasta que las urnas le concedan la mayoría para hacerlo desde el Gobierno, porque piensa que, sin haber llegado aún a su ecuador, "esta legislatura no da para más". Para ello, trabajará en esos diez acuerdos de país que responderán a lo que considera el PSOE que son los “tres grandes retos” de España: combatir la desigualdad, la regeneración democrática y propiciar una recuperación económica justa.


Detalló que buscarán con la sociedad civil los pactos sobre estos diez temas de los que ocho, los referidos a pensiones, educación, ciencia y reindustrialización, pacto de rentas, igualdad de género, rescate de los jóvenes, agua y el ingreso mínimo vital, tendrá su “reflejo” en los “presupuestos alternativos” que presentará el “nuevo PSOE” a principios del mes de febrero.


Los otros dos puntos son la financiación autonómica y la reforma de la Constitución. En el primer concepto, el líder del PSOE dijo que están dispuestos a “dialogar” pero que antes, el Gobierno, tiene que acabar con “los chantajes a los dirigentes autonómicos” porque esos son “malos consejeros si de verdad se aspira a alcanzar un acuerdo”.


Señaló que es al Gobierno a quien le “corresponde” la facultad de poner una propuesta sobre la mesa y no a la oposición, por lo que le pidió que de deje de “marear la perdiz”.


Sobre la reforma constitucional, Sánchez dijo que “réditos pasados no garantizan retornos futuros” y que “hay reconectar con la España de hoy”, por lo que propuso que “la nueva Constitución debe ser también la Constitución del 15-M”.

 


GUERRA FRÍA PP-CS


El secretario general del PSOE cargó en reiteradas ocasiones contra el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, porque “la parálisis que advertimos en su primer mandato se ha agudizado en el segundo, e intensificado tras las pasadas elecciones catalanas”.


Así, señaló que el actual es un “gobierno en estado de shock ante el auge de su socio y competidor conservador”.
En esta línea, también criticó a Ciudadanos, el que fue su socio en su intento de ser presidente pero que ahora, dijo, es un partido “conservador”.


Señaló que existe una “guerra fría abierta” entre el PP y Ciudadanos más “de poder” que de ideología porque ambas formaciones “son lo mismo”.


Ante este panorama, defendió que “la única esperanza de cambio” en España está en el nuevo PSOE porque “la otra izquierda”, en alusión a Podemos, “quedó desbordada por su error histórico de no defender la soberanía nacional en la crisis territorial de los últimos meses”.

Noticias relacionadas
Acceda para dejar un comentario como usuario registrado
¡Deje su comentario!
Normas de participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
eldiadigital.es
eldiadigital.es • LSSIAVISO LEGAL Mapa del sitio
© 2018 • 2010 Todos los derechos reservados. Información de agencias: Europa Press
Powered by FolioePress