Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Miércoles, 7 febrero 2018
Yebes y Valdeluz

Más de una tonelada y media de aceite vegetal reciclada en 2017

Marcar como favorita Enviar por email
Guadalajara | ELDIAdigital 0 Comentarios

Los residuos procedentes de los hogares y establecimientos del municipio que se depositan en los contenedores que gestiona la empresa SERCAMPO, que tiene la sede en Cuenca, se destinan a la elaboración de biodiésel

[Img #261662]

 

Se contribuye a la eliminación de un residuo altamente contaminante del agua y a la reutilización del agua depurada. Por no hablar del abaratamiento que supone para el sistema de depuración de aguas residuales. Además, reduce de forma significativa el impacto sobre la degradación y obstrucción de los sistemas de saneamiento, al mismo tiempo que disminuye la probabilidad de que proliferen aquellos microorganismos que son nocivos para la salud. Y por último, aminora la dependencia energética del municipio con el exterior. Son las principales ventajas que se derivan del reciclaje del aceite doméstico usado, que cuando se elimina a través de los fregaderos puede ocasionar un perjuicio irreparable en el medio ambiente. Así lo han entendido los vecinos de Yebes y Valdeluz, que el pasado año depositaron en los contenedores repartidos por el municipio para este menester nada menos que 1.565 kilos de este desecho o, lo que es lo mismo, casi medio kilo por habitante, un 11,5% menos que en 2017.

 

De la recogida y tratamiento de este residuo se encarga la empresa Servicios Ecológicos de Recursos para el Campo, S.L. (SERCAMPO), que tiene la sede en Cuenca. En el pueblo de Yebes retiró un total de 210 kilogramos, que equivale al 13’4% del total, mientras que el porcentaje restante, es decir, 1.355 kg, se depositaron en el núcleo de Valdeluz.  El acuerdo que el Ayuntamiento de Yebes mantiene con esta compañía especializada garantiza que el aceite doméstico que se deposita en los cuatro contenedores que hay en el municipio se utilizan como materia prima para la elaboración de carburante biodiesel, por lo que “los vecinos pueden estar tranquilos al saber que su esfuerzo tiene recompensa”, explica Vidal Gaitán, concejal de Medio Ambiente. Cada contenedor tiene una capacidad de almacenamiento de 240 kilos, está adaptado a todo tipo de botellas y garrafas con tapa de caucho para evitar la salida de olores y dispone de un sistema que evita posibles fugas o derrames de residuo en caso de rotura o de desborde del contenido por los laterales.

 

Desde que el Ayuntamiento de Yebes puso en marcha este servicio hace ahora seis años, se ha evitado que 7.303 kilos de este peligro agente contaminante hayan ido a parar a la red de saneamiento desde los desagües e inodoros. Gaitán recuerda que el aceite usado que se tira por estas conducciones y que llega a la planta depuradora de Valdeluz obliga a aumentar el consumo de agua y energético al requerir un mayor volumen de caudal, que previamente debe ser calentado a elevadas temperaturas, “lo que acrecienta una factura que pagamos entre todos”. El coste de depuración de un kilo de grasa de origen vegetal se sitúa en unos 2’5 euros, mientras que en clave de impacto ambiental representa alrededor de 1,32 kilos de dióxido de carbono emitidos a la atmósfera. “El usuario está en la cúspide de esta cadena de reciclaje, ya que sin su implicación y responsabilidad nada de esto tiene sentido”, dice.

 

Un litro de aceite de cocina puede contaminar hasta 1.000 litros de agua potable, aunque si se separa para el reciclaje contribuye a generar nuevos productos como barnices, cosméticos, pinturas, abono orgánico e incluso fármacos. Según los organismos especializados, en España cada persona consume una media de casi 20 litros de aceite al año, de los cuales 4 litros se desechan. Esos datos arrojan cifras que invitan a la reflexión: en 2017 los vecinos de Yebes y Valdeluz consumieron unos 68.400 litros de esta sustancia grasa, de los que unos 13.680 litros llegaron a la red de saneamiento y depuración desde los sumideros. “Debemos ser conscientes de lo que esto significa ya que la actividad de limpieza de las aguas contaminadas con este residuo está valorada en unos 40€ por hogar y año”, apunta el concejal de Medio Ambiente. Con esos cálculos en la mano, el gasto derivado de este proceso de depuración se eleva por encima de los 38.000 euros anuales con cargo a las arcas municipales.

 

La Concejalía de Medio Ambiente ha conseguido que haya un contenedor de recogida selectiva de aceite vegetal usado a menos de 100 metros de las viviendas de Valdeluz. En el caso de Yebes, existe un contenedor para todo el pueblo que se ubica en la isla ecológica de la Urbanización San Bartolomé.

Acceda para dejar un comentario como usuario registrado
¡Deje su comentario!
Normas de participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
eldiadigital.es
eldiadigital.es • POLÍTICA DE PRIVACIDAD Y COOKIESAVISO LEGAL Mapa del sitio
© 2018 • 2010 Todos los derechos reservados. Información de agencias: Europa Press
Powered by FolioePress