Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Viernes, 23 marzo 2018
semana santa - cuenca

La luz de la tulipa de Pilar Ruipérez brilló durante su pregón

Marcar como favorita Enviar por email
Cuenca | ELDIAdigital.es 0 Comentarios

“Me pondré mi túnica, mi capuz y volveré a poner mi pequeña contribución con la luz de mi tulipa”. Pilar Ruipérez ha hecho gala de su espíritu nazareno en la iglesia de San Miguel con la particularidad de hacerlo un año marcado del resto de los vividos en Cuenca: es la pregonera de la Semana Santa de Cuenca.

[Img #269592]

 

Y con la luz de su tulipa, la periodista ha alumbrado al auditorio para asegurar que “la Semana Santa de Cuenca se explica desde el impulso del corazón de un niño”, entre la infinidad de gestos sencillos sobre los que se asienta la fe sincera como el caso que ha relatado de su sobrino Lucas que jugando a las procesiones y “desfilando como un esclavo más del Medinaceli” le ha inspirado hasta darle la forma de empezar con lo que quería expresar a los conquenses este Viernes de Dolores en Cuenca. “Aquí nacemos, crecemos y envejecemos con la Pasión. Estamos fuertemente ligados a ella con hilo invisible trenzado por la fe y las tradiciones”, ha reconocido.

 

La parte musical, antes de comenzar el pregón, la han protagonizado el Coro del Conservatorio, dirigido por Pedro Pablo Morante, y la Banda Municipal de Música de Cuenca, dirigida por Juan Carlos Aguilar.

 

La pregonera ha instado a conocer la Semana Santa de Cuenca, “se dice que un pueblo tiene un alma que le da vida y, desde luego, si alguien quiere conocer el alma de Cuenca tendrá que venir en Semana Santa. No se termina de conocer esta ciudad y a sus gentes si no se conoce su Semana Santa”.


A punto de comenzar una nueva edición de la Semana Santa que en Cuenca se vive tan intensamente, “nos disponemos a participar con el mismo fervor en la Semana Santa, esa que nunca dejará de sorprendernos, de emocionarnos, de conmovernos, por muchos años que la hayamos vivido”.

 

[Img #269594]

 


Como nazarena, es donde “vivimos en la procesión el día más esperado de todo el año. Es la recompensa a todo el trabajo cuidadoso, callado de todo el año”, ha dicho Pilar, hoy pregonera que ha destacado la idiosincrasia de cada una de las hermandades, con sus tradiciones particulares, como los traslados de las imágenes para hacer Viernes Santo y Camino del Calvario en San Miguel.


O el Jueves Santo “día rico en emociones” con momentos indescriptibles como el instante en el que “el Jesús de la Mañana surge bajo el dintel de la puerta de El Salvador” o turbos conscientes: “nosotros teníamos que hacerle burla… pero con respeto”, en la conciencia de “tantos turbos con alma nazarena para que no se pierda ni la esencia ni el sentido de la procesión, tan arraigado en nuestro pueblo y tan llamativo para los que nos visitan”.


Los pasos de la Semana Santa de Cuenca, el Descendimiento, el Cristo de los Espejos -ante el que se detiene la pregonera-, los Cristos porque nos hablan del perdón, “del que los cristianos no podemos prescindir” hasta llegar al Santo Entierro, “culminación de la Pasión. El silencio se oye más que nunca” asegura.


Para pasar a dar la enhorabuena a Cuenca por la recuperación de la procesión del Sábado Santo “a la Hermandad de Nuestra Señora de los Dolores y las Santas Marías”. Segura de que “ya sentimos esta procesión como las de toda la vida”, ha afirmado.


Todo culmina y “Cuenca se destapa de capuces el Domingo de Resurrección. Los nazarenos dejan de ser penitentes para acompañar al Señor Resucitado y a la Virgen del Amparo”, ha expresado la pregonera para pasar a reconocer que fueron sus padres quienes le enseñaron el sentido de la vida que se encierra en cada Domingo de Resurrección.


Una reflexión que completa con un “reconozco aquí que, si me echo a la calle cada Semana Santa, es para disfrutar con las procesiones, pero lo hago también para reivindicar quién soy, de donde vengo y dónde quiero llegar”


San Miguel acoge el final del pregón con un “espero que nos veamos en las procesiones” y una pregonera totalmente emocionada.

 

Al Pregón han asistido entre las distintas autoridades, el obispo de la Diócesis, monseñor José María Yanguas, el pesidente de la Junta de Cofradías, Jorge Sánchez Albendea, el alcalde de Cuenca, Ángel Mariscal; el presidente de la Diputación Provincial, Benjamín Prieto; el delegado de la Junta en Cuenca, Ángel Tomás Godoy; la subdelegada del Gobierno en Cuenca, Lidón Lozano; o el subdelegado de Defensa, Ángel Cantera.

Acceda para dejar un comentario como usuario registrado
¡Deje su comentario!
Normas de participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
eldiadigital.es
eldiadigital.es • POLÍTICA DE PRIVACIDAD Y COOKIESAVISO LEGAL Mapa del sitio
© 2018 • 2010 Todos los derechos reservados. Información de agencias: Europa Press
Powered by FolioePress