Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies

Domingo, 29 abril 2018

​ALGUNAS PREGUNTAS SOBRE LAS NUEVAS TECNOLOGÍAS (Por Eduardo Martínez Rico)

Marcar como favorita Enviar por email
BLOGS | Eduardo Martínez 0 Comentarios

​A veces, cuando estoy mirando una red social, cuando cuelgo una foto, cuando estoy pendiente de ella casi compulsivamente, cada cierto tiempo, me pregunto si fue una buena idea meterme en ella, o en otras, y si son un adelanto para nuestra vida.

 


​Curiosamente esto no me pasa cuando escribo en ellas, porque me gusta escribir en ellas, como en cualquier otro medio, y me gusta mucho la interacción con amigos o con lectores desconocidos.

 

​Algunos han levantado sus voces ante todo esto, y yo recuerdo un libro muy interesante de Nicholas Carr, Superficiales, en el que el autor decía que para escribirlo se había tenido que aislar de ellas, “desconectarse” completamente, porque no se concentraba.

 

Creo que eso ya se ha extendido y nos pasa a cualquiera de nosotros, tenemos que vivir con esto, para lo bueno y para lo malo. Seguramente hasta lo muy bueno conlleva algo malo, una parte mala. Se me ocurren muchas aportaciones de las redes sociales, pero por ejemplo tienen un componente de adicción que no es bueno, aunque eso supongo que no es culpa suya, que no lo pueden controlar.

 

Pero ¿leemos menos libros?, ¿cómo leemos ahora?, ¿cómo ha cambiado nuestra vida? El mismo Nicholas Carr en su libro hablaba de que las nuevas tecnologías podían estar cambiando incluso nuestra forma de pensar, nuestros procesos neuronales.

Yo creo que no leo tanto como antes, pero es verdad que antes leía muchísimo, y que hice una carrera y un doctorado de Letras, en los que había que leer muchísimo. Considero que ahora utilizo muchas de mis lecturas para dar clase o para escribir, por ejemplo.

 

Lo curioso es que, por ahora, las redes sociales me han permitido mostrarme como soy, es decir, han sido un medio más para expresarme, como el libro o el artículo –incluso la clase-, con sus peculiaridades.

 

En este sentido no me puedo quejar, han sido algo muy bueno para mí. En mi caso lo que menos me gusta es ese estar pegado a ellas, esa “dependencia” en cierto modo –también la podría tener con los libros, para qué negarlo o con otras cosas que me gustan mucho, como un deporte, quizá.

 

Desde luego sí creo que han cambiado totalmente nuestra vida. Ahora casi no hablamos por teléfono. Nos escribimos mensajes constantemente. Sabemos de nuestra vida gracias a las redes sociales, y la gente que no está en ellas –algo muy respetable- prescinde de mucha información. Supongo que para lo bueno y para lo malo.

 

Hay que adaptarse, pero las redes sociales hay que utilizarlas a mi modo de ver de un modo humano, con fines humanos, como todas las nuevas tecnologías. Sí, a veces pienso si son una verdadera aportación para nosotros, si vivíamos mejor antes… Quizá estas preguntas se hayan hecho en todas las épocas. Muchas veces, como sabemos, lo que importa no son los inventos sino la forma de utilizarlos.

 

Tenemos un gran potencial en nuestras manos para hacer grandes cosas, para llegar más lejos, allá donde no se ha llegado antes. Esto es maravilloso, pero entraña también una responsabilidad, un saber hacer, un cuidado, humano.

Acceda para dejar un comentario como usuario registrado
¡Deje su comentario!
Normas de participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
eldiadigital.es
eldiadigital.es • POLÍTICA DE PRIVACIDAD Y COOKIESAVISO LEGAL Mapa del sitio
© 2018 • 2010 Todos los derechos reservados. Información de agencias: Europa Press
Powered by FolioePress