Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies

Miércoles, 2 mayo 2018

LAS CONDICIONES PARA PREDICAR BIEN (Por Vicente Langreo)

Marcar como favorita Enviar por email
BLOGS | El Dia 0 Comentarios

Hay que tener unas cualidades naturales y normales, cultivadas; pero esto exige  un tiempo de aprendizaje y preparación..Quizás los sacerdotes  preconciliares y también los pos-conciliares, no lo hemos hecho bien en los Seminarios, y desde hace medio siglo estamos desbordados por las comunicaciones y las corrientes mundanas No basta conocer bien la Teología, la Filosofía y la Historia. Kart Barth, recomendaba para la predicación “Biblia y periódico”, cuando no había TV ni móviles. Pero el Espíritu  Santo y la gracia no suplen la pereza de los consagrados, servidores de la Palabra y del conocimiento de salvación. El amor a Dios y a Jesucristo, están ligados. 1- Al servicio de la Palabra. Por ella con amor a Jesús y a la gente, el predicador debe custodiarla y emplearla como remedio de males, reflejando el amor de Dios, con su Competencia,  profesionalidad y habilidades, como el conocimiento de las comunicaciones, de la vida y comprensión de los factores condicionantes, positivos o negativos, y además hacerlo con gusto, entusiasmo y alegría, que manifiesta fidelidad y dedicación. 2- Los recursos de un buen orador, son el saber captar la atención de los oyentes, con las motivaciones y contenidos del mensaje, no la figura del predicador. .3 –Conocer la materia y seguridad  en si mismo y valentía y buen ánimo. 4 – Entusiasmo,  preparación y tener conciencia de su eficacia,  como la  levadura, sosteniendo la atención con nuevos conocimientos. 5- Capacidad  de escucha, sabiendo distinguir la información y la reacción de los oyentes, para lograr su atención e interrogarse ante los propios  efectos, como S Pablo,“Alegrarse con los alegres y llorar con los que lloran”- 6 –Conciencia positiva de si mismo a través de la comunicación.7- La integridad moral como predicador y Contextualizar los contenidos  8 – Provocar los comportamientos y explicar la fe de forma  ordenada.

 

La comunicación al servicio de la predicación y medios para relacionarse en público, siempre han existido. Pero los comunicadores necesitan una formación y  conocimientos básicos, según los contenidos y posibilidades de cada tiempo. Las técnicas audiovisuales amplifican la  realidad de los acontecimientos; pero es lo mismo predicar que dar una rueda de prensa. Es necesario conocer la asamblea y disposición de los oyentes destinatarios, su atención y conocimientos generales, suscitar interés y usar leguaje eclesiástico y teológico del mensaje, como importante y referencias asequibles a la asamblea, es muy conveniente que la homilía sea emotiva, con mensaje, inteligible, exhortativa y relacional, con citas de la S. Escritura y de personas de autoridad. Es buena también la objetividad, la claridad, con ejemplos, citas y afirmaciones  razonables  Lo que es conveniente es que la homilía sea breve, no es fácil atender hoy a discursos largos, que sea ceñida a la liturgia que celebramos y  nos introduzca en el misterio.

 

  La homilía tiene como finalidad inmediata disponer para celebrar y recibir la Eucaristía, y ayudar con las virtudes al amor fraterno. Los pilares de la vida interior son la oración y el estudio. Celebramos  hoy el día de S. Juan de Avila, iniciador de  los Seminarios- también  S.Carlos Borromeo – Ahora se ha publicado una selección de cartas del Maestro Avila, muestra de su espiritualidad en el s,XVI. Concretamente cómo celebrar la misa, el trato a los servidores, soportar las contrariedades, paciencia en las contrariedades, vivencias en la  Navidad, el vencimiento de los enemigos, corregir los defectos, el cultivo de la oración, la preparación para la eucaristía, el sufrimiento en la enfermedad, la aceptación de la voluntad de Dios.(Epistolario de S Juan de Avila) Ed.Palabra) “El predicador debe ir templado, como el halcón a la presa”(texto suyo) Y el  Santo Cura de Ars  también nos alecciona hoy.

Acceda para dejar un comentario como usuario registrado
¡Deje su comentario!
Normas de participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
eldiadigital.es
eldiadigital.es • POLÍTICA DE PRIVACIDAD Y COOKIESAVISO LEGAL Mapa del sitio
© 2018 • 2010 Todos los derechos reservados. Información de agencias: Europa Press
Powered by FolioePress