Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies

Lunes, 9 julio 2018

VERSO Y PROSA (Por Eduardo Martínez Rico)

Marcar como favorita Enviar por email
BLOGS | ELDIAdigital 0 Comentarios

El joven escritor, este joven escritor, este escritor necesita escribir.

 
    

 

[Img #287177]Se le ha ocurrido que podría escribir algo parecido a un poema, pero en prosa, un poema en prosa.
    

O algo que se acercara mucho.
    

O una mezcla de ambas cosas: verso y prosa.
    

El joven escritor contempla su vida, contempla el exterior, la vida del mundo, piensa en los periódicos… y busca un tema.
    

Un buen tema.
    

Al joven escritor, al bloguero, le gustaría escribir uno de esos artículos que resultan premiados en los premios importantes de periodismo: en el Mariano de Cavia, en el González Ruano, en el Francisco Cerecedo… en un premio así.
    

Pero sabe que es un imposible. Y lo es, principalmente, porque le está saliendo un artículo experimental y rompedor, y así es difícil ganar uno de estos premios.
    

Además, es posible que el joven escritor sea demasiado joven y deba tener paciencia.
    

El bloguero está rodeado de algunos libros, algunos autores que ama: Azorín, Ortega y Gasset, Raúl del Pozo, Francisco Umbral. Éste último en realidad está en un libro que el bloguero escribió con él, un libro de conversaciones, Las verdades de un mentiroso ilustre.
    

El joven escritor mientras piensa que ya no hace tanto calor como hace un rato, reflexiona sobre la sabiduría, sobre la calidad de las cosas, por ejemplo de los libros, y sobre el posible papel que juega en dilucidar esa calidad la subjetividad de las gentes.
    

Es decir, ¿hasta qué punto este artículo, por ejemplo, es intrínsecamente bueno, o es bueno porque gusta o puede gustar a los otros?
    

Parece una cuestión baladí, pero el bloguero piensa que para él es trascendental, y que se puede jugar su sustento de acuerdo a esta cuestión, con sus libros y con sus artículos, con sus palabras, con sus ideas, con todo su ser, en el papel y en la pantalla del ordenador, de las tabletas y de los móviles.
    

El joven escritor piensa que cuando el escritor necesita escribir tiene que hacerlo, como el que come, como el que bebe agua, como el que siente cualquier otra necesidad impostergable.
    

El bloguero piensa que su artículo se ha decantado en la prosa, pero que en realidad participa mucho del verso, de la poesía, que no son la misma cosa, aunque para algunos sí lo sea.
    

Una esencia, una inquietud, un alma, ha recorrido este texto.
    

Y es del autor, pero yo creo que también es del lector.
    

Juntos de la mano, hemos recorrido este hermoso paseo, un bello día de julio, con el verano ya bien arrancado y lleno de esperanza.

Acceda para dejar un comentario como usuario registrado
¡Deje su comentario!
Normas de participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
eldiadigital.es
eldiadigital.es • POLÍTICA DE PRIVACIDAD Y COOKIESAVISO LEGAL Mapa del sitio
© 2018 • 2010 Todos los derechos reservados. Información de agencias: Europa Press
Powered by FolioePress