Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies

Miércoles, 25 julio 2018

INTELECTUALES, POLÍTICOS Y SANTOS (Por Vicente Langreo)

Marcar como favorita Enviar por email
BLOGS | ELDIAdigital 0 Comentarios

Las naciones y las culturas, la sociedad y la Iglesia, necesitan unos referentes ejemplares para convivir, satisfacer las necesidades humanas, desarrollarse y convivir en paz, que sean modelos para pensar, trabajar, gobernar a comunidades humanas, locales y nacionales, y además como cristianos, que ayuden a buscar lo trascendente, conocer y creer en Dios.

 

 

[Img #289079]Las ocupaciones, los intereses y las formas de vida son cambiantes y hay una necesidad de sentido para vivir con esperanza. Conocer el misterio del hombre, del mundo y de Dios, ha sido el afán de todas las culturas. La cultura grecolatina afirmó la inmortalidad del y llegó a formular valores éticos, virtudes personales y sociales; muy pronto la Iglesia comenzó a dialogar con la cultura grecolatina,  por medio de los  SS. Padres, dando lugar a los Monjes que buscaban a Dios solo, siguieren los Frailes imitado a Cristo pobre, se multiplicaron los carismas de vida activa, practicando los consejos evangélicos- pobreza, castidad y obediencia,  extendiendo por el mundo las obras de Misericordia espirituales y corporales, La Ilustración, la Revolución Francesa  y las  Guerras Mundiales I y II, han cuestionado la libertad y el sentido de todo, han promovido hostilidad contra el cristianismo, el laicismo y una libertad sin verdad vacía de sentido. Para Bernanos escritor francés y creyente, las promesas marxistas, la libertad sin verdad y el progreso ilimitado, quizás hagan la vida más fácil y más ociosa, el trabajo mayor lo harán las máquinas; pero eso no hace a los humanos más felices. Las virtudes cristinas: fe, esperanza y la caridad, son necesarias  para sostener  el cristianismo y dar a la vida  su verdadero sentido.

 


El cometido de los políticos es promover el bien común y fomentar la paz, como  tranquilidad en el orden. Su obligación principal es promulgar leyes justas y velar por su cumplimiento. Y si en la sociedad todos nos necesitamos, también  somos responsables opinando, votando, cumpliendo las leyes justas y pagando los impuestos. Es necesario discernir el bien y el mal, apoyar a las autoridades que deben legislar, velar por su cumplimiento y armonizar los intereses legítimos de todos. Dada la complejidad de intereses y personas,  el desarrollo científico y de las redes sociales, por las que caminan el bien y el mal, se necesita sabiduría, prudencia y valor, quitar  males y cambiarlos por bienes. Se dice que al mundo lo gobierna la mentira; que hay demagogos y ambiciosos; pero son más los que buscan la verdad y el bien; y cuando eso se altera gravemente, llegan los fracasos políticos, económicos y las guerras. La cruz  en la historia  de Occidente, es signo de una civilización, que a pesar de las debilidades y equivocaciones humanas, ha dado lugar a la cultura occidental cristiana que más se ha desarrollado. Ha tratado de orientar al bien los sufrimientos humanos, “con la gracia de una certeza que es la fe” que fundamenta la libertad, la igualdad y fraternidad en la locura de la Cruz y  en los mártires que han muerto por Cristo. Borrar o prescindir de este símbolo de la verdad y del amor, es oscurecer y desorientar el sentido de la vida.

 


En la Iglesia siempre ha existido la atención a  pobres y enfermo, siendo muchos los seguidores de Cristo pobre; unos de forma radical, otros despegados de sus bienes. Nunca  falta la ejemplaridad de santos. En los dos últimos siglos han surgido personas e instituciones dedicadas a aliviar dolores y  pobrezas. El 30 de Junio falleció el P. Jaime Garralda, S,J, con él han colaborado más de 1.000 voluntarios, en su obra Horizontes Abiertos, ayudando a rehacer sus vidas a más de 40.000 personas y a más 6.000 drogadictos..Trabajó en cárceles, y en Villanueva de la Cañada inauguró un hogar para enfermos crónicos y sin-hogar. Jesuita desde 1942, estudió Teología en Granada, como sacerdote colaboró y sucedió al P.Morales, promovió el Movimiento Apostólico Seglar creando seis residencias para 600 jóvenes .Se acercó a las miserias humanas en cárceles  y hospitales. Su secreto, vivir  el  Evangelio.

Acceda para dejar un comentario como usuario registrado
¡Deje su comentario!
Normas de participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
eldiadigital.es
eldiadigital.es • POLÍTICA DE PRIVACIDAD Y COOKIESAVISO LEGAL Mapa del sitio
© 2018 • 2010 Todos los derechos reservados. Información de agencias: Europa Press
Powered by FolioePress