Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Lunes, 23 julio 2018

PEDRO CERRILLO (Por Luis Arroyo Zapatero)

Marcar como favorita Enviar por email
OPINIÓN | ELDIAdigital 0 Comentarios

En estos casos, cuando menos esperas, salta la liebre y el impulso a llamar por teléfono al amigo que acaba de desaparecer. Ha sido al concluir la lectura de “El café sobre el volcán” de Francisco Uzcanga, que ha compuesto un fresco de la intelectualidad, el periodismo, el diseño y el arte en el Berlín de entre guerras, a partir de la reconstrucción de los visitantes y ambiente del Romanisches Café, la crema de todas la leches de la que entonces era la capital europea de lengua alemana. El asunto llega hasta el acceso al poder “sin violencia” de los nazis, solo por la fuerza, saltándose la constitución, la ley y el reglamento del Reichstag. También destrozaron el café y a los que había dentro.

[Img #289147]

 

A las pocas semanas de produce la quema de libros a las puertas de la Universidad Humboldt y resulta que uno de los poco críticos que tuvieron el coraje de asistir a su propia quema lo contó: Erik Kastner. Aproveché las nuevas tecnologías y en la tablet pinché su nombre, vinieron mil historias y sobresalía su condición de autor especializado en literatura infantil, con otro clic averigüé su notoria presencia en la biblioteca del CEPLI y con ello el impulso de llamar por teléfono a Pedro Cerrillo, para felicitarle por tener la biblioteca tan completa. Se tardan años en anular el impulso de llamar por teléfono a familiares y amigos desaparecidos cuando nos vienen a la cabeza.

 

La cercanía del fallecimiento me lleva a recordar lo que ha significado para mí y para la Universidad. Su compañía en el primer mandato como Vicerrector y su consejo después me ponía los pies en el suelo y sujetaba mis impulsos, en un tiempo en que todo cuanto se nos ocurría bueno lo lleváramos a cabo. No es que yo dejara de hacerlo, pero sí que lo pensaba mejor. Y menos mal que lo hicimos, pues qué hubiera sido de la Universidad de Castilla-La Mancha si entonces nos hubiéramos contenido. Siempre supe que sus llamadas a la contención eran fruto de su cariño hacia mí y de su prudencia en el hacer, que me ha seguido acompañando hasta el ultimo día, el de su homenaje, tras el cual le visitamos con Laureano, Carmencilla y Víctor. Le hicimos reír un par de veces. Nos despedimos bajo la mirada grave de Mariale. 

 

Siempre hemos de estar agradecidos a los que desempeñaron los primeros años de los vicerrectorados. Y Cuenca era territorio difícil para todo y también para la nueva Universidad. Como en Toledo, casi todos preferían depender de Madrid que, de la nueva aventura, y Pedro accedió a enarbolar nuestra bandera. En el primer viaje en busca de apoyos estaban todos los profes cogiendo setas. Había llovido hacia dos semanas. Con ayuda de la Diputación, en el convento de las Carmelitas se instaló el Vicerrectorado, y los servicios que desde Cuenca se comenzaron a dar a toda la Universidad, como cultura y publicaciones, lo que nos dota de una base fantástica donde todavía estamos en los cursos de verano junto al gran Antonio Pérez. El convento impactaba a todos los visitantes y precisamente, de eso se trataba, pues lo demás es siempre el trabajo discreto de los profesores. Pusimos a Cuenca en el mapa de nuestra Universidad y más allá.

 

Poco a poco Pedro tejió las relaciones con la Ciudad, recuerdo bien al Alcalde Moya, recientemente desaparecido, a quien dolía que lo nuevo entonces fuese sólo Bellas Artes, pero colaboró. Virgilio Zapatero con su pasión por Cuenca nos empujaba, y un buen día nos puso en bandeja que el convento que había que rehabilitar para Bellas Artes fuera Parador de Turismo y pudimos hacer unos edificios espectaculares para uno y otro.

 

Las relaciones internacionales experimentamos un gran impulso, en especial con los mexicanos, la UNAM y la UAM, con libros, cursos, y relaciones académicas que culminaron dotando de éxito al Master de Literatura Infantil. Como una hormiguita montó el CEPLI y lo situó en el espacio académico y editorial, lo dotó de una excelente biblioteca, consiguió la donación de la de Carmen Bravo Villasante de la mano generosa de su hija. Un día le di buenas recomendaciones para conseguir mas alumnos del Master, pero me respondió que todos los años llegan al tope que la atención de los alumnos permitía.  No necesitaban publicidad. Se ha convertido en la más longevo, exitoso e internacionalizado Master de nuestra Universidad. Si uno de cada cinco profesores hiciera otro tanto, estaríamos en el cielo.

 

Para mi entonces, y para los Rectores que siguieron, fueron oro su consejo y opinión, siempre leal y comprometido en todos los órganos colegiados en que nos organizamos, sin regatear esfuerzo alguno. Dos buenos sabores de boca nos deja. El primero es su viaje a México para recibir el premio nacional de Humanidades de la UNAM, la Universidad que acogió con generosidad incomparable a los refugiados en masa de entonces, los españoles a los que les habían helado el corazón. La colega de Pedro se llama Teresa Miaja, con lo que queda todo dicho y, además, en México están enterrado seis Rectores de universidades españolas de ese tiempo, cuando había 16.  Significó mucho ese homenaje para nuestra Universidad y, para España y también para su familia que le acompañó en el que sabían que iba a ser el último viaje.  El ultimo buen sabor nos queda del homenaje del día   29 de junio en Cuenca, el día de su Santo, que él pudo seguir por el canal de la UCLM-TV, y en el que Mariale tuvo fuerzas para representarle por penúltima vez. Querido Pedro, que la tierra te sea leve. 

 


Luis Arroyo Zapatero
Rector honorario de la Universidad

Acceda para dejar un comentario como usuario registrado
¡Deje su comentario!
Normas de participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
eldiadigital.es
eldiadigital.es • POLÍTICA DE PRIVACIDAD Y COOKIESAVISO LEGAL Mapa del sitio
© 2018 • 2010 Todos los derechos reservados. Información de agencias: Europa Press
Powered by FolioePress