Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies

Martes, 31 julio 2018

CULTURA DE CHAPA Y PINTURA (Por Fermín Gassol)

Marcar como favorita Enviar por email
BLOGS | Fermín Gassol Peco 0 Comentarios

[Img #290325]Estamos en el mundo de la estética, en la cultura de la chapa y pintura personal y social. Mucho cultivo del cuerpo, de los músculos, a salvo claro está del cerebral que eso lleva mucho más tiempo y esfuerzo.

 

El comportamiento, las modas, siempre han tenido como trasfondo parecer más que ser. Al fin y al cabo la mayoría se inclina por lo más fácil y rápido y hoy que puedes lograr en cinco minutos adelgazar veinte kilos o ponerte moreno como el tizón…perder el tiempo en asuntos más profundos no es atractivo, sobre todo cuando se trata de luchar contra corriente.

 

Sin embargo el mundo de las apariencias puede convertirse en confirmación de la realidad que representa. A la mujer del Cesar no le bastó con ser honesta, tuvo además que parecerlo. Esta referencia tan emblemática se utiliza utilizamos cuando nos referirnos a la credibilidad  que damos a la actuación de una determinada persona o a la fiabilidad moral de un acontecimiento.

 

La calificación ética de un hecho y el adecuado testimonio del mismo a los demás, lo que puede considerarse como la estética de ese comportamiento. Hasta ahora lo importante era que el hecho tuviera el cariz de ético bien en la esfera de lo privado y sobre manera en la relación con los demás.

 

Primera y fundamental condición era el obrar de manera adecuada y además hacerlo de  manera creíble. De ahí que la estética fuera una condición añadida para la estimación de la ética. ¿Sigue siendo esto así hoy en nuestro comportamiento social? Sospecho que en más de un caso sucede que no; lo importante hoy son las maneras, las formas, la representación agradable y civilizada de cualquier opinión, problema o decisión aunque lleve dentro un desacuerdo, una afrenta, un insulto, una injustica o mentira. Hoy prima la estética no solamente en el aspecto físico y ornamental sino en el ambiental, cultural y social. También en el mundo de la política o en el de la diplomacia.  

 

La estética ha adquirido hoy tal importancia para que un hecho sea aceptado por bueno que hemos de preguntarnos sobre la existencia de una ética de la estética. Si no estaremos utilizando a ésta como una agradable mano de pintura dada sobre situaciones de injusticia, abuso, miedo, intolerancia para tapar la verdadera naturaleza de los hechos. Lo estético es agradable y deseable cuando es adecuada expresión de lo que realmente se quiere hacer o decir.  

 

La estética no es un valor en sí mismo es el atributo que tienen todas las personas de buen gusto y mejor conducta. De lo contrario, ya digo, estaríamos hablando de una civilización de chapa y pintura.

Acceda para dejar un comentario como usuario registrado
¡Deje su comentario!
Normas de participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
eldiadigital.es
eldiadigital.es • POLÍTICA DE PRIVACIDAD Y COOKIESAVISO LEGAL Mapa del sitio
© 2018 • 2010 Todos los derechos reservados. Información de agencias: Europa Press
Powered by FolioePress